martes, julio 14, 2009

TOP 5 Cómo nos gastábamos varias cajas enteras de fósforos al jugar:

5. ENCENDER UN FOSFORO, SOSTENERLO EN LA MANO Y ANTES DE QUE SE APAGUE O TE QUEME LOS DEDOS, REFIRIÉNDOSE A UNA NIÑA EN ESPECIAL, DECIR MUCHAS VECES: “LE GUSTO, NO LE GUSTO, LE GUSTO, NO LE GUSTO…”. Eso de arrancar uno por uno los pétalos de una flor era para niñas.

4. COHETICOS. Además de gastarnos las cajas de fósforos de la casa, compradas con el solo propósito de encender velas por si en la noche se iba la luz, también despilfarrábamos el papel aluminio de la cocina; elemento importante a la hora de construir los coheticos, que algunos despegaban y otros no, eran más lo que no.

- Niños, ¿han visto por ahí el papel aluminio? Lo necesito para empacar un almuerzo.
- No abuela, no lo hemos visto.
- ¿Qué se habrá hecho pues? Estoy segura de que lo vi ahorita.
- Abuela, en esta casa hay duendes.
- Los duendes se los voy a dar yo a ustedes. Sé que ustedes cogieron el papel.

3. MOSQUITO DRAGÓN. Más de uno se quedó con el pelo chamuscado, sin cejas y sin pestañas con este juego que resultaba tan altamente peligroso. No me acuerdo de cuantos eran los elementos qué se necesitaban, pero sí sé que se requería mucha esperma (cera de vela), así que cuando era de noche y se iba la luz, ni fósforos, ni velas aparecían por ninguna parte.

- Oigan, ¿y con esta oscuridad qué nos ponemos a hacer?
- Irnos a dormir.
- No, no me quiero ir a dormir tan temprano.
- Entonces contemos historias de terror.
- No, después no duermo. La otra vez que las contaron tuve pesadillas como tres días.
- Verdad, no pudiste con la historia de la señora de pelo largo blanco, sin cabeza y bata blanca que anda de noche con una taza de agua de panela en la mano por aquí por la casa.
- Hey, no la menciones.

2. QUEMAR FÓSFOROS PORQUE SÍ. En realidad no era un juego sino más bien una manía que todavía tengo, no puedo ver una caja de fósforos sin que me dé ganas de prenderle fuego; pero ya me abstengo, antes no lo hacía.

1. ENCENDER UN FOSFORO, SOSTENERLO EN LA MANO Y ANTES DE QUE SE APAGUE O TE QUEME LOS DEDOS, NOMBRAR TODAS LAS PALABRAS QUE SE TE OCURRAN QUE EMPIECEN CON UNA LETRA SUGERIDA POR ALGUIEN.

- La ¡A!
- Mmm fácil: Águila, Aguacero, Animal, Alquitrán, Alquimista, Alpiste… JUEPUTA!! Me quemé.
- Listo, sigo yo. – enciende el fosforo.
- La ¡W!
- ¡Eso es trampa! Esa letra es muy difícil.
- Ah, pa´qué juega. Juego es juego, mijito.

3 comentarios:

Anónimo dijo...

Qué pirómano...

Ms. Martin Addams dijo...

parceee coheticos era lo mejor! digo es lo mejor!!!! (runs a buscar papel de alumnio y fosforos!!)

byron dijo...

Ms. Martin:

Es lo mejor. Busqué papel alunminio, pero no lo encontré aquí en mi casa, que peye, je