jueves, febrero 21, 2008

TOP 5 Habla pues

Por fin me vi el documental “Habla pues”. Documental que se grabó entero en el Parque de Bolívar, donde fui camarógrafo y que por variar en los créditos pusieron mal mi nombre. Supuestamente el camarógrafo es un tal Bairon; les faltó colocar de primer nombre un John, y listo el personaje: John Bairon, de 29 años, es un tipo que de día es camarógrafo y como el pago de eso no le da ni pa´la leche, de noche sale en moto a toda castaña por las calles de Medellín a aterrorizar gente con su pistola 9 mm niquelada. Su compinche de moto se llama Yenny Mayerly y los dos viven en unión libre desde que Mayerly quedó embarazada a los 16 años. Su primogénito se llama Didier Estiven y desde ya pinta que va a ser mera valija el redrojo ese; tiene el complejo de Edipo y bravea de vez en cuando a su papá diciéndole: “Cucho, madre solo hay una, padre es cualquier hijuetantas”. El documental no es nada del otro mundo si se habla de documentales, pero es entretenido y se deja ver de principio a fin. Te aseguro que una sonrisa te logra sacar. Te aseguro que te dejaras llevar por alguna de las discusiones que tienen los palabreros. Aunque también te aseguro, gracias a las censuras a las que fue sometido, que el documental se quedó corto a lo que se vive en el parque de Bolívar. Para saberlo bien tendrías que estar allá en vivo y en directo. Parado en el medio, escuchando a los palabreros con sus discusiones sobre religión, política, deportes, la vida, extraterrestres y etc., discusiones que en muchos casos no llevan a ningún lado, pero que son divertidas. Escuchando cantar guascas, tangos, boleros, cumbias, a bandas improvisadas conformadas por ancianos. Escuchando a los Hare Crisnas repartir su doctrina. Viendo rondar a los prostitutos. Viendo rondar a las prostitutas. Viendo rondar a los clientes de los pros y las pros. Oliendo las crispetas recién hechas. Oliendo las arepas de chócolo recién calentadas. Tomando café preparado con agua de panela… en fin. Aquí algunas de las discusiones en las que puedes aguzar el oído si vas allá:

1. Dos palabreros discutiendo sobre la biblia, uno evangélico y otro ateo:

-“Muchos vienen acá a hablar lo que se les ocurre y a primer instancia. Y no son consecuentes con lo que hablan, sino que hablan con lo que primero se les ocurre, y no tiene fundamentos a nivel de escritura para discutir, sino que hablan a priori. Y eso no es así, tienen que fundamentar bien la palabra, amigo. Un mexicano que vino, un charrito que vino desde México a traer una doctrina tergiversada, no acorde a la sagrada escritura, y nosotros debemos es estar fundamentados en la palabra.”
- “¿En qué? ¿En la biblia?”
- “En la biblia, señor.”
- “La biblia no salva a nadie señor. La biblia no salva a nadie. La biblia no le da autoridad a nadie. Ustedes lo que hacen es leer la biblia y tomarse la autoridad que nadie se las ha dado. En cambio los enviados de Dios reciben la autoridad de Dios; en el caso de Jeremías, en el caso de Isaías, en el caso del apóstol Pablo, en el caso de Jesucristo, reciben la autoridad de Dios. ¿Usted de quién ha recibido autoridad? De nadie. O sea que usted es un farsante.”
- “Yo le pregunto ¿la biblia es palabra de Dios o no es palabra de Dios?”
- “La biblia es testimonio histórico de lo que aconteció en el pueblo de Dios. Pero La biblia no le da autoridad a nadie, no sea engañador, no sea trabajador de calle.”

2. Más religión, está vez un grupo de por lo menos quince personas:

- “… Y se salió de los católicos y se metió a los evangélicos a pagar el diezmo. Lo dejaron empelota.”
- “Claro, a mi tía también la dejaron en la ruina los evangélicos.”
- “Pues claro, quién la manda a ser mujer y tan boba.”
- “Le vendieron gato por liebre”.

El resto es un griterío que no se entiende gracias al único micrófono que teníamos.

3. Un español hablando sobre el parque de Bolívar:

- “Para mí fue una sorpresa impresionante. Yo conocí el parque, bueno, en principio, a través de un profesor que conocimos de casualidad. Y nos invitó a venir aquí un día. Y bueno, la verdad es que yo no pensaba participar en ningún debate, pero cuando escuché a un señor muy grandote que le decía a un señor muy pequeñito, decía: señor, ustedes los ateos no los representa nadie, ustedes no son nada. Y eso ya a mí me enfureció. Y entonces bueno, yo intervine ahí diciendo que los ateos éramos un desastre organizativo, pero que no necesitábamos a nadie. A partir de ahí, bueno, me enamoré del parque y de la mayoría de las gentes. Y yo me sentí muy feliz viniendo aquí al parque, y fue un aliciente más pues para lo mejor quedarme en Medellín a vivir.”

4. Una mujer palabrera con acento raro hablando sobre el parque de Bolívar, y un palabrero hablando de un parque en Inglaterra:

- “Y mucha gente de aquí de Medellín, nacida aquí de toda la vida aquí, no tienen ni idea. Y si se les comenta dicen pero usted que hace allá metida en esa olla, usted una mujer y qué hace allá metida. Y les digo por mi parte han venido a rondar dos o tres familiares, mujeres, y les ha gustado. Han estado por ahí asomando las narices.
- En Inglaterra hay un parque inmenso, donde cualquier persona puede hablar de política, lo que quiera, y le hacen su corrillo como aquí. Hay libre expresión, lo pueden debatir, conversar con él. En fin, hay mucha sabiduría, allá la libertad no está cuartada, pueden criticar la reina, todo lo que quieran.

5. Y mi favorito, ya sabrán porqué:

- “El parque, es el parque de nosotros los que tenemos problemas familiares, terrenales y espirituales. Aquí venimos a desahogarnos. Tenemos problemas entonces acá hay discusiones con la palabra de Dios, con química, física, matemáticas, computadores, y así sucesivamente. En este momento voy hablar es de fútbol, de fútbol. Yo soy hincha a morir es del Medallo, el rojo, el poderoso. Hincha que no ha sufrido no es hincha. Por eso el que me mate a mi no le vuelvo a hablar a nadie…”

*Y como hoy estoy cumpliendo años, me dedico esta canción:

boomp3.com

3 comentarios:

Vilma dijo...

¡Feliz cumpleaños!

andypeceto dijo...

Feliz cumpleaños Byron, que la pases como se debe pasar un cumpleaños, esto es bien borracho y haciendo escándalo en lo posible.

byron dijo...

Vilma y Andy, muchas gracias. La pasé bomba en mi cumple.